Mis 5 playas favoritas del Sudeste Asiático

Es realmente difícil decidirme, y además no es justo, ya que hay muchísimas playas en muchísimos lugares que nunca he visitado. Pero de las que he visto y fotografiado, estas son las 5 que más me han gustado.

Voy a estructurar esta entrada como si fuera una entrega de premios: empezando por el quinto puesto y terminando por el primer premio. Ya se que es un poco chorras, pero como nunca lo he hecho, me parece divertido.

5. Balangan

De esta playa, podría decir muchas cosas. Algunas incluso que cambiaron mi vida. Pero para esta entrada bastará decir que Balangán combina unas puestas de sol insuperables (la foto de cabecera lo demuestra), con arena blanca, pequeñas pozas para flotar plácidamente en la marea baja y una ola de izquierdas perfecta para surfear. A todo eso, hay que sumarle el ambientillo relax de la playa, que aún resiste pese a que a su alrededor Bali está cambiando a toda velocidad.

Vista general de Balangán, un lugar donde pasar un día perfecto con amigas.

Balangán es un lugar perfecto para disfrutar en familia, ya que peses a haber olas para surfear, rompen en una barrera de coral exterior, en la orilla, es un estanque.

Surfero sale del agua justo con la puesta del sol

Otro atardecer perfecto en mara baja.

4. Kho Similan

Este archipiélago en el norte de Tailaidia es parque natural al que se accede generalmente desde Kaolak. He hablado en otro post de esta isla, por lo que no me extenderé mucho y pasaré directamente a las fotos. Un paraíso del buceo y el snorkel, las aguas más transparentes que jamás he visto.

3. Kuta Lombok

Lamentablemente, no tengo buenas fotos que le hagan justicia a esta zona del sur de la isla de Lombok. La última vez que fuí, sólo tenía conmigo una cámara de video que también hacía fotos, pero de una calidad muy cutre.

Una playa desierta de arena blanca y aguas turquesas.

La siguiente playa, de arena rojiza, hecha de pequeñas bolitas de -creo- coral.

Los pescadores se reunen en la playa al anochecer.

 

2. Railey

En la provincia de Krabi, con fácil acceso desde Bangkok con compañías low-cost como Air Asia, Railey es un lugar que sin duda ha servido de inspiración a los creadores de los paisajes de la película Avatar. Este lugar es en realidad una península con 3 playas, todas ellas interconectadas con caminitos que te permiten disfrutarlas en todo su esplendor.  Pese a ser una península, da la sensación de ser una isla, ya que no hay carreteras que la conecten con el mundo exterior. Pese a ser muy turística, es un lugar que no decepciona, si nunca habeis estado ahí antes, os quedareis boquiabiertos con la primera visión de sus impresionantes acantilados y rocas que parecen emerger del mar como estacas. Otra ventaja, desde ahí se pueden hacer baratos e impresionantes viajes a las pequeñas islas que la rodean.

Railay west. La playa principal de la península una mañanita de noviembre.

Vista desde lo alto de una de las formaciones rocosas, al fondo se ve Ton Sai, la playa hacia el norte de Railay west.

Pranang, también conocida como Princess Cave, debido a la gruta bajo uno de los acantilados, donde según tradiciones pre-budistas, vive el espíritu de una deidad que protege a los pescadores locales. Para mi, la más impresionante de las tres playas.

Barca cruzando entre los islotes rocosos que se levantan frente a Pranang.

Otra ventaja, paseos en lancha hasta las cercanas islitas que en ocasiones, como se ven en esta foto, están interconectadas en marea baja por lenguas de arena blanca.

Ver atardecer sentado en la orilla, te transporta a otro tiempo, donde la vida iba más despacio y la felicidad brotaba naturalmente, sin ningún aditivo.

1. La última playa virgen de Bali

Además de su innegable belleza, este lugar conserva la pureza del Bali que se fue. Aquella pureza de encontrarte  con retales de tus sueños del paraíso al doblar una curva en el camino.

Durante estos últimos 9 meses de estancia en Bali, me dediqué a recorrer, poco a poco, toda la península sur de la isla (que se llama Bukit), desde Nusa Dua hasta Jimbarán. Esperando pacientemente a las mareas muy bajas y sin oleaje, logré curzar  por algunos lugares bastante inaccesible y tuve la suerte de encontrar muchos lugares realmente increíbles. Lugares donde solo granjeros de algas y pescadores compartían esta bendición. Muchas de las fotos que vereis sobre Bali en mi blog, las habré sacado de esos interminables paseos hasta el anochecer. Sin embargo, me quedó un sitio por caminar…

Esta pequeña maravilla de la naturaleza es una cala de arena color perla, encajonada entre imponentes acantilados que la hacen prácticamente inaccesible. El día que tomé la foto que veis a continuación, fué la culminación de una labor de investigación que me llevó por numerosos caminos entre la maleza hasta que dí con el lugar exacto. Había incluso una vía de acceso hacia la playa, descendiendo por el acantilado, pero estaba destrozado y los agarres con cuerdas y bambú que habían puesto los pescadores locales no me dieron suficiente confianza. Despeñarse supondría caer más de 100 metros hasta la costa. Además, este sinuoso sendero no llega hasta la playa, sino hasta un peñasco lateral, desde donde los pescadores lanzan sus anzuelos.

Vista de la playa desde las alturas, sobre un acantilado que se eleva más de 100 metros sobre el mar. Se puede observar a la izquierda de la foto una escalerilla hecha por pescadores para poder acceder a lo alto del peñasco… lamentablemente, no hay escalera de descenso a la playa…siendo una caída en vertical de unos 40 metros hasta la arena.

Altísimos acantilados y olas que impactan directamente sobre ellos por un lado, y una estaca de pura roca negra por el otro, es la costa que rodea esta pequeña joya intocada.

El penúltimo día en Bali, quise hacer una última intentona, dispuesto aunque fuera a ir nadando hasta ella. Sin embargo, había unas olas de 3 a 4 metros rompiendo, por lo que desistí. De vuelta a casa, comprendí que era mejor así… no cerrar el círculo del todo y tener un motivo para volver. Y, por encima de todo, creo que ese lugar es como la esencia elemental de la isla, que está siendo amenazada por el efervescente y desregulado desarrollo turístico y constructivo… acceder a esa playa sería como violar el último reducto virgen de la isla. Sería como condenar a todo Bali a que no quedase ningún lugar puro, por donde empezar autoregenerarse una vez acabe este torbellino de avaricia y sinrazón.

Este es el mensaje: las playas de aguas cristalinas, salvajes, son tan delicadas como las alas de una mariposa. Al igual que ellas, atraídos por su belleza queremos acercarnos y tocarlas, incluso poseerlas. Pero ninguna mariposa es tan bella en una caja de cristal como viéndola volar libremente es su hábitat natural.

Anuncios

9 comentarios en “Mis 5 playas favoritas del Sudeste Asiático

    1. Hola! Para compartir mis contenidos, te pido que, como indica la licencia creative commons en el que está registrado, menciones al autor y pongas un link a mi blog. Gracias!

      1. impresionantes las fotos al igual que tu manera de transmitirlo, llevo años deseando conocer bali y tras un largo tiempo parece que va a poder ser.
        Me encantaría ponerme en contacto contigo de alguna manera.

        muchas gracias por tu blog!

  1. Tan absolutamente maravilloso como inasequible, tanto al bolsillo, me temo, como a la distancia…pero soñar es gratis y siempre está al alcance de la mano, bravo.

  2. Excelentes fotos!
    Yo de Railey me impresiono como bajaba la marea por la mañana, el mar casi ni se veia a lo lejos…
    Los acantilados y las formas de las rocas, increibles!
    Un saludo de un español q vive por Tailandia

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s